lunes, 27 de octubre de 2008

Vicio

Me confesaste, a hurtadillas, que tenías un vicio, el silencio... y añadiste compartido entre paréntesis.

No tardé mucho en comprobar que, en realidad, eres una mentirosilla... incapaz de escuchar como pestañeo.

2 comentarios:

maria dijo...

Evidentemente desconozco en quien piensas cuando escribes estas cosas tan lindas.... tiene suerte, son preciosas
perdona, pero no puedo dejar de cotillear tu blog, está para eso no?... ese es mi último vicio

Conexión nula dijo...

Me encanta el silencio. Aunque me dan miedo las situaciones en las que el silencio puede llegar a ser mas que simple armonía. Veces en las que el silencio transmite mas que cualquier palabra,cualquier gesto,cualquier [b]mirada[/b].
No se quien eres, pero has descubierto mi vicio favorito. Y me gusta tu flog.