sábado, 22 de noviembre de 2008

¿Y qué pasa cuando no se tienen fuerzas?, sí, ¿qué ocurre si no me siento con ánimo de hacer lo que debo hacer?, ya sabes a que me refiero, a una de esas cosas que se supone que tengo que hacer porque son las adecuadas...

Pues, ¿sabes?, no lo hice... no tenía fuerzas y no lo hice... ese fue el motivo, no tenía más de mí para darle...

4 comentarios:

Nébula dijo...

cuando sepas la respuesta dímela :/

Mayka dijo...

Tanto "no" en el último párrafo deja muy pocas salidas...

carla dijo...

hola, gracias por comentar en mi blog,me gusta mucho lo que escribis en este.

saludos
carla

Incomprendida dijo...

a veces es complicado hacer lo que se debe :-(