martes, 11 de agosto de 2009

imaginan su lugar, son libres

Solos, un día de Sol, de la mano, se les ocurrió que, en aquel preciso instante, florecían almendros... la idea, podría parecer de lo más anodina, pero... se encontraban en plena canícula, mitad de Agosto.

Nada consiguió detener su imaginación, siempre fueron tan libres...

2 comentarios:

Alegria De La Huerta dijo...

Los espejismos son así, sucumbir a la locura te da pasaporte para todo.

carmen dijo...

Cuando los colores están a tus pies, puedes soñar almendros blancos en agosto...